DIFERENCIA ENTRE DISCAPACIDAD Y DEPENDENCIA

 LA DISCAPACIDAD NOS HACE NECESITAR UNA AYUDA TÉCNICA. Y LA DEPENDENCIA, DE OTRA PERSONA QUE NOS AYUDE EN LAS LABORES COTIDIANAS.

La discapacidad es aquella condición bajo la cual, ciertas personas, presentan alguna deficiencia física, mental, intelectual o sensorial que, a largo plazo, afectan la forma de interactuar y participar plenamente en la sociedad. Las personas con algún tipo de discapacidad, necesitan garantías suplementarias para vivir con plenitud de derechos o para participar en igualdad de condiciones que el resto de ciudadanos en la vida económica, social y cultural del país. Los tipos de discapacidad pueden ser:

  • Motriz: se refiere a la pérdida o limitación de alguna persona para moverse en forma definitiva.
  • Visual: la pérdida de la vista o dificultad al ver con alguno de los ojos.
  • Mental: abarca la limitación del aprendizaje para nuevas habilidades.
  • Auditiva: pérdida o limitación del oído para poder escuchar.

La situación de dependencia es la situación permanente en la que se encuentran las personas que por diversas causas (edad, enfermedad, discapacidad, etc.) han perdido parte o toda su autonomía física, mental, intelectual o sensorial y necesitan de la ayuda de otra persona para realizar las actividades básicas de la vida diaria, o de otros apoyos para su autonomía personal. La autonomía, por lo tanto, según la Ley 39/2006, 14 de diciembre, de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia, es la capacidad de controlar, afrontar y tomar, por propia iniciativa, decisiones personales acerca de cómo vivir de acuerdo con las normas y preferencias propias, así como de desarrollar las actividades básicas de la vida diaria.
La gran diferencia existente entre discapacidad y dependencia estriba en que, una persona con discapacidad puede mantener su autonomía y, entonces, no estar en situación de dependencia. Es decir, que una discapacidad no tiene que significar necesariamente la necesidad de dependencia.
La dependencia se da cuando la persona tiene limitaciones en la actividad que requieren el apoyo imprescindible de otra u otras personas para realizar, de forma adecuada, las tareas más elementales, como el cuidado personal, las actividades domésticas básicas, la movilidad esencial, reconocer personas y objetos, orientarse, entender y ejecutar órdenes o tareas sencillas. Estas son las Actividades Básicas de la Vida Diaria (ABVD) contempladas por la Ley 39/2006.

 

Ver también:

DIFERENCIA ENTRE DISCAPACIDAD Y DEPENDENCIA

GRADOS DE DEPENDENCIA

GRADOS DE MINUSVALÍA

VALORACIÓN DE LA DEPENDENCIA

VALORACIÓN DE LA DISCAPACIDAD

AYUDAS AUTONÓMICAS PARA DISCAPACITADOS

AYUDAS ESTATALES PARA DISCAPACITADOS

También te puede interesar:

AYUDAS PARA ADAPTAR EL BAÑO

NUESTRA SELECCIÓN DE PRODUCTOS PARA TERCERA EDAD Y DISCAPACIDAD

 

 

 

 

 

También puede interesarte:

Nuestros productos para la belleza. VER.

CORTAUÑAS LED CON LUPA PERFECT NAIL CLIPPER

Nuestros teléfonos para mayores. VER.

videotelefono

Nuestros productos para mimar los pies. VER.

Nuestros otros sillones relax. VER.